petroleo_machines_619

Un grupo de empresas petroleras de Alberta, en Canadá, impulsa la aplicación de innovación tecnológica en los procesos de extracción y tratamiento de hidrocarburos, a fin de disminuir el impacto ambiental.

La Alianza de Innovación en Arenas Petrolíferas de Canadá (COSIA, por su sigla en inglés) fue creada en mayo de 2012 como un “consorcio de colaboración” entre las principales empresas petroleras comprometidas en la protección del medio ambiente.

Está integrada por 13 empresas petroleras canadienses que trabajan en cuatro áreas ambientales prioritarias como son agua, tierra, relave y gases de efecto invernadero.

La COSIA tiene como meta principal permitir un crecimiento “responsable y sustentable” de las arenas petrolíferas canadienses a través de un acelerado mejoramiento en la protección ambiental mediante la colaboración entre empresas y la aplicación de innovaciones tecnológicas.

La alianza integra la experiencia y los conocimientos de empresas líderes, académicos, funcionarios de gobierno y especialistas en la protección ambiental aplicada a la industria petrolera.

“El progreso hacia esta meta será alcanzado al romper barreras y permitir la innovación, así como identificar, desarrollar y aplicar innovación orientada a dar soluciones a los retos ambientales más urgentes en esta industria”, establecen los miembros de la COSIA.

Las arenas petroleras canadienses son un recurso vital para proveer seguridad energética al país y el resto del mundo, aseguró el presidente de la COSIA, Dan Wicklum.

Las petroleras canadienses que intercambian entre sí innovación ambiental son: BP Canada, Canadian Natural Resources Limited, Cenovus Energy Inc, Conoco Phillips Canada Resources Cord, Devon Canada Corporation, Imperial Oil y Nexen.

También son Shell Canada Energy, Statoil Canada LTC, Suncor Energy Inc, Syncrude Canada LTD, Teck Resources Limited y Total E&P Canada Ltd.

Estas firmas representan cerca del 90 por ciento de la producción de arenas petroleras en Canadá.

“Los miembros de la Alianza somos competidores cuando se trata de atender a clientes y desarrollar productos energéticos, pero cuando se trata de mejorar el sistema ambiental de la industria petrolera, reconocemos que lo haremos mejor si compartimos tecnología, información e ideas”, precisó Wicklum.

Estas petroleras han compartido 777 distintas tecnologías e innovaciones con un costo de 950 millones de dólares para reducir las emisiones de gas de efecto invernadero y el uso de agua y tierra, señaló Colin Robertson, vicepresidente del Instituto Canadiense de Relaciones Exteriores y Defensa.

También han impulsado 185 proyectos con un costo de 500 millones de dólares para reducir el impacto ambiental en tierra, aire, agua y gases de efecto invernadero.

Para Colin Robertson, si Norteamérica quiere desarrollar una estrategia energética debe ubicar y trabajar en las mejores prácticas para la industria energética y establecer “estándares continentales comunes”, escribió en un artículo publicado por el Consejo Canadiense Internacional.

“Vivimos en una era de austeridad, no hay apetito para un nuevo organismo gubernamental por lo que el primer paso en la estrategia energética trilateral debería ser identificar los centros existentes de innovación y excelencia energética”, agregó.

Via: http://www.elsiglodetorreon.com.mx/noticia/1078337.petroleras-buscan-reducir-impacto-ambiental-en-procesos-de-extraccion.html